Cursos N1 - N2 - N3.

 

Nuestros cursos están diagramados para que el aprendiz obtenga progresivamente toda la información necesaria para conocer y comprender el caballo. Con profundos análisis sobre la naturaleza del caballo y naturaleza humana que son puestos en práctica en nutritivas sesiones de trabajo con potros chúcaros.

Curso Nivel 1 - Amanse
 

En el Nivel 1 o Etapa de Amanse, buscamos por todos los medios posibles comprender como siente y cómo piensa un potro chúcaro, de esas deducciones se desprenden nuestros actos, que tienen como fin establecer una comunicación clara, fluida y sin ningún atisbo de violencia.

De esta comunicación clara y ordenada devendrá una relación saludable y de dicha relación irán surgiendo la muestras de aprendizaje y educación que hayamos sido capaces de lograr.

Le llamamos etapa de amanse, porque es donde el potro muestra sus reacciones y características naturales, que derivan de su instinto de supervivencia y se van aplacando y ordenando con el transcurrir de las horas y las nuevas experiencias no dolorosas. Este comportamiento más previsible y ordenado es el que le da sentido a la idea de amanse.

Curso Nivel 2 - Doma

 

El Nivel 2 o Etapa de Doma, está perfectamente ensamblada con la etapa de amanse, si se han logrado los resultados que se buscan en la etapa de amanse (relación saludable y clara, previsibilidad, calma y confianza) entonces no habrá nada que temer en la etapa de doma, donde el caballo recibe lecciones de manejo, se incorporan herramientas como la silla o montura, riendas, se trabaja en lugares más amplios, etc. En esta etapa el amansador también puede cumplir el rol de jinete que le enseñara al potro sus primeros pasos montados, el ritmo y los diferentes aires, como así también comenzar a trabajar la flexión del pescuezo y de la nuca, doblar en ambas direcciones, detenerse y recular.

Curso Nivel 3 - Rienda
 

El Nivel 3 o Etapa de rienda, es la fase final del ciclo común que deberían cumplir todos los caballos mansos de andar. En esta etapa se perfeccionan los estímulos y las respuestas, para entonces el potro ha alcanzado un nivel de aprendizaje y madurez que le y nos permite sortear todo los obstáculos y desafíos que puedan suscitarse. La educación de un potro no concluye aunque podamos dar por terminado un programa educativo, la capacidad de aprender y mejorar de un caballo es impresionante y depende de nosotros que lleguen a desarrollar todo o mucho de su potencial.